Los alisadores de pelo suelen incluir, cuando los compramos, una funda de transporte, o funda de viaje. Eso, al menos, los de gama media y alta, los buenos, pero no siempre es así, y de serlo, esas fundas no tienen por qué durar toda la vida. ¿Qué, necesitas comprar una funda para tu alisador de pelo?

Lo que tenemos claro todos los que nos damos cita aquí de una u otra forma, es que un alisador de pelo no debe estar nunca fuera de su funda cuando está en desuso. De lo contrario, lo exponemos a un evidente deterioro en potencia.

Y aunque nuestro instinto nos lleve siempre en un primer momento a acudir a la marca del alisador de pelo para un posible remplazo de la bolsa o compra de un modelo original como accesorio, son muchas las fundas para alisadores de pelo de otras marcas que hay disponibles, y que podemos comprar.

Las Mejores fundas para Alisadores de Pelo

Son varios los tipos de fundas para un alisador de pelo a las que vamos a poder optar:

  • Fundas de tela con forma de saco.
  • Fundas de tela enrollables, con la parte interior aterciopelada.
  • Fundas rígidas.
  • Fundas de silicona.

Como si de unas fundas para gafas se tratara, nuestro primer paso debe ser, por tanto, el de elegir entre unos u otros formatos dependiendo del grado de exposición a posibles golpes o rozaduras del aparato, de si somos de llevar nuestro alisador de pelo allá donde vamos, o si lo vamos a mantener siempre en casa en un espacio seguro, etc. También pesan en la elección, por qué no, las motivaciones estéticas.

Fundas para Alisadores de Pelo baratas

De entre todas las que vamos a encontrar, las fundas rígidas para un alisador de pelo van a ser las más caras. Las hay incluso de piel, con muy buenos acabados, que pueden llegar a colmar las aspiraciones de quienes tienen en muy alta estima este complemento de peluquería.

Pero, seguramente, las fundas para alisadores de pelo más baratas y prácticas sean las de silicona, a pesar de no proteger al aparato de posibles presiones, por ejemplo, en el interior de una maleta. Pero, si es para roces simplemente, no hay problema.

¿Por qué comprar una funda para el Alisador del Pelo?

Si estás aquí leyendo esto, es porque lo tienes más o menos claro. Pero hay que recordar que las placas de calor de las planchas de pelo son muy delicadas. A veces, son de cerámica, y de otros materiales sensibles, muy sensibles a los roces y a los golpes. Por eso, proteger el aparato resulta esencial si queremos mantenerlo en buenas condiciones durante mucho tiempo.

Tanto sentido tiene esto, cuanto mayor sea el precio que paguemos por nuestro alisador de pelo. No obstante, teniendo en cuenta lo baratas que son algunas, las fundas para las planchas de pelo se nos antojan esenciales. No hay excusa si nos gusta hacer las cosas bien.

Parte del contenido de esta página procede de Amazon. Los precios y disponibilidad de sus productos cambian constantemente y se actualizan cada 24 horas. Se aplicará a la compra del producto el precio y la disponibilidad que aparezca en Amazon en el momento de la compra.